Celia Daniel

Filántropa

"He decidido romper muchísimas estructuras en todos los sentidos."

Celia ha llevado su vida bajo el lema: “El que no nace para servir no sirve para vivir.” En 2001 se incorporó al Patronato del Instituto Nacional de Pediatría donde inició su labor filantrópica. Doce años después de la mano con Marinela Servitje, Celia decide aceptar la oportunidad de ser Presidenta del Patronato. El proyecto apoya a más de 60,000 niños cada año que tienen problemas de alta especialidad y no cuentan con una economía estable ni seguro social para cubrir los gastos que una enfermedad de alta nivel les requiere.

Han creado alianzas para aumentar los apoyos y conocimientos en el instituto, así como la vanguardia en la educación médica y una de las más sobresalientes por el tipo de casos es con Alfredo Quiñones (Dr.Q) quien dirija Mission Brain y ahora comparte operaciones especializadas en neurocirugía con el Instituto y su gran equipo. Una unión de fuerzas y voluntades. En 2018 su labor filantrópica fue reconocida por la Organización de Naciones Unidas. En el ámbito empresarial, Celia ocupa el cargo de Relaciones Públicas en la empresa familiar Fibra Danhos.